Guido Croxatto

 

Por Macarena Sucunza / EAAE

Croxatto: “En cada provincia hay cierto consenso de base de que tenemos que mejorar la formación de los abogados estatales”

Con una mirada crítica, pero optimista, el director de la Escuela del Cuerpo de Abogados de la Nación reflexionó sobre el presente y los desafíos de la abogacía pública y valoró la decisión del Gobierno del Chubut de poner en marcha la Escuela de Abogadas y Abogados del Estado.


El director de la Escuela del Cuerpo de Abogados de la Nación, Guido Croxatto, visitó la provincia para participar de las Jornadas de Derecho Administrativo organizadas por la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB), para anunciar la Maestría y la Especialización en Derecho Administrativo. En este marco, se refirió al presente y a los desafíos de la abogacía pública. 

“En las últimas décadas se empobreció mucho la formación de los abogados y eso no es un accidente, no es casual que la formación de los abogados sea cada vez más pobre, eso obedece a algo”, advirtió el funcionario nacional y aseguró que esto se debe a que “si tenemos profesionales cada vez menos preparados, tendrán una visión cada vez más pobre sobre la justicia y van a tener cada vez menos herramientas para defenderla”. 

Además de instar a “levantar el nivel de formación de los abogados nacionales o provinciales”, aseguró que es necesario que exista “mayor cohesión entre los abogados de distintas provincias para defender mejor la soberanía nacional de acuerdo a la estrategia jurídica que establezca el Estado”. 

“Si todos los abogados trabajan de manera articulada, con un horizonte en común de acción, con los mismos parámetros, ese trabajo será más eficiente y mejor para defender la soberanía territorial y económica de la Argentina. El principal valor que tiene que tener un abogado del Estado es el compromiso con defender los intereses públicos”, sostuvo Croxatto. 

Sin embargo, el funcionario nacional consideró que la principal enseñanza que se debe transmitir a los letrados no es técnica. “La principal enseñanza que se tiene que transmitir en la Escuela de Abogados de la Nación y en escuelas como la de Chubut es el amor por el propio país, el compromiso con los intereses de la Nación, es volver a reivindicar ideales de soberanía, el desarrollo, la no extranjerización de las tierras, la recuperación del patrimonio nacional, la defensa de los recursos nacionales para la gente de Argentina y de América Latina”, manifestó. 

POLÍTICA DE ESTADO

De acuerdo a lo señalado por Croxatto, la Escuela del Cuerpo de Abogados del Estado de la Nación fue desmantelada en la gestión de gobierno de Mauricio Macri. Según dijo, los programas fueron dados de baja como también las propuestas formativas sobre abogacía pública, delitos económicos complejos y prevención de lavado de activos. 

“Nosotros estamos restableciendo uno a uno todos esos programas para capacitar a los abogados del Estado porque si no tienen una escuela en donde formarse no van a encontrar en otro lado dónde capacitarse para defender el interés público. En cambio, si son bien formados el país se beneficia porque no perdemos juicios millonarios y esos recursos quedan para la construcción de escuelas y de rutas”, ejemplificó.

“Vine a Chubut porque entendí que el trabajo que viene llevando a cabo Andrés Giacomone y la Escuela de Abogadas y Abogados del Estado provincial es muy valioso y está en sintonía con lo que estamos planteando. Eso a mí me llena de optimismo porque yendo a la Rioja, que acaba de abrir su escuela, o viniendo a Chubut que ya la tiene, veo que en cada provincia, más allá del color partidario, hay cierto consenso de base de que tenemos que mejorar la formación de los abogados estatales”, destacó.  

“Ese consenso es muy importante porque si trasciende la coyuntura política y partidaria se va a convertir en una política de Estado. Y si esto sucede la Argentina se va a transformar en un país más sólido y no va a ser tan fácil avasallar el interés público”, concluyó Croxatto. 


SOBRE EL ENTREVISTADO Es abogado especialista en Derechos Humanos con posgrados en Derecho Público y Constitucional en el exterior (Chile, España y Alemania). 
Fue director del Tribunal Internacional en Derechos Humanos y Mediación Académica por la UNLA (2017-2020), profesor en la Universidad de Lanús, director del Instituto Latinoamericano  de Criminología y Desarrollo Social (2018-presente),  director de la Diplomatura en Derechos Humanos de la UTN (2019-presente) y actualmente también se desempeña como director de la Escuela del Cuerpo de Abogados de la Nación.